Seleccionar página

Una carrera consagrada a las letras hispanoamericanas

Una carrera consagrada a las letras hispanoamericanas

Alexandra Saavedra trabaja en investigación, gestión cultural y edición

Alexandra Saavedra nació en Bogotá en 1982 y desde muy joven se dedicó de lleno al estudio de las letras hispanoamericanas. Después de terminar sus estudios de licenciatura en Lingüística y literatura en la Universidad Distrital Francisco José de Caldas y de trabajar unos años como profesora en varios colegios de Bogotá y sus alrededores, en 2008 viajó a Ciudad de México para hacer una maestría en Estudios Latinoamericanos en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Estudiar las letras hispanoamericanas en México

Aunque su plan inicial consistía en regresar a Colombia tras finalizar su maestría, Alexandra se quedó catorce años en México. Durante casi una década y media, Alexandra ha desarrollado allí una destacada carrera no solo como investigadora de las letras hispanoamericanas, sino también como gestora cultural y editora.

Cuando Alexandra terminó su maestría no solo trabajó en un proyecto de investigación sobre violencia social y narcotráfico, sino que también participó en diferentes eventos académicos en los que tuvo la oportunidad de entrar en contacto con el mundo cultural mexicano y de conocer a un amplio abanico de autores y editores. En esa época también publicó algunos artículos y cursó un diplomado en Producción Editorial, quel le permitió empezar a colaborar con diferentes editoriales.

Alexandra empezó en 2011 el doctorado en Letras de la UNAM, que le abrió las puertas para seguir desarrollando sus investigaciones, participando en eventos académicos y publicando artículos sobre literatura. Junto con un grupo de colegas fundó en 2012 el Seminario de Estudios sobre Narrativa Latinoamericana Contemporánea (SENALC), cuyos miembros llevan diez años organizando eventos académicos y publicando libros, dossiers temáticos, artículos y reseñas sobre los temas que estudian. 

Una vez Alexandra terminó su doctorado, en 2015 exploró la posibilidad de regresar a Colombia, pero en vista de que no encontró oportunidades laborales que le ofrecieran las condiciones necesarias para continuar desarrollando su carrera como investigadora, decidió quedarse en México tras obtener en 2016 un contrato como investigadora posdoctoral en el Centro de Investigaciones sobre América Latina y el Caribe (CIALC) de la UNAM.

Alexandra no solo hizo sus estudios de maestría y doctorado becada por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT), sino que además entró a formar parte del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) que ofrece financiación para el desarrollo de proyectos de investigación. 

Desde que estaba haciendo su tesis doctoral, los resultados de su trabajo la han hecho merecedora del reconocimiento de sus colegas, que debido a su experticia empezaron a invitarla con cada vez más frecuencia a participar en diferentes proyectos.

También te puede interesar: Las letras colombianas desembarcan en Corea

 

Gestión cultural al servicio de lo literario

Mientras Alexandra trabajaba como investigadora en el CIALC y empezaba a impartir clases en la Universidad del Claustro de Sor Juana colaboró con Jorge Volpi en la organización del Festival Internacional Cervantino (FIC). Gracias a esta colaboración tuvo una experiencia muy valiosa abordando lo literario desde la gestión cultural.

Fue así como la carrera de Alexandra en el campo de la gestión cultural dio un paso más en 2019 cuando Volpi —quien entonces estaba a la cabeza de la Coordinación de Difusión Cultural de la UNAM— le propuso coordinar la Cátedra Extraordinaria Carlos Fuentes de Literatura Hispanoamericana, que es un espacio de reflexión y discusión sobre la literatura contemporánea en español. A través de diplomados, cursos y ciclos de conferencias, la Cátedra busca darles voz a autores emergentes.

Desde sus inicios esta cátedra se propuso sacar sus actividades de la Ciudad universitaria de la UNAM y llevarlas a las sedes que esta tiene tanto en distintos estados mexicanos como en el extranjero. La puesta en práctica de este planteamiento descentralizador fue favorecida por la pandemia, que ha dado pie para la realización de diplomados, cursos y conferencias virtuales en los que han participado profesores, conferencistas y alumnos que se encuentran dispersos por todo el mundo.

También te puede interesar: Una colombiana en la biblioteca del congreso de Estados Unidos

De Ciudad de México a Madrid, siempre con las letras hispanoamericanas

Actualmente, Alexandra está haciendo sus maletas para mudarse a Madrid, donde gracias a un contrato posdoctoral financiado con fondos de la Unión Europea continuará desarrollando sus investigaciones sobre las letras hispanoamericanas. Próximamente, se incorporará como investigadora a la Facultad de Filología de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y durante al menos dos años se dedicará a investigar sobre la literatura latinoamericana experimental.

Para Alexandra mudarse a Madrid supone empezar de nuevo en otro país después de haber construido en México a partir de cero y durante casi quince años una carrera en la que se ha ganado a pulso el reconocimiento de sus colegas. Ya sabe que en Madrid se encontrará con un entorno caracterizado por un gran dinamismo cultural, en el que podrá circular tranquilamente por los rincones de uno de los epicentros de la industria editorial en español, ser testigo y protagonista de esa parte importante de la escena literaria iberoamericana que pasa por la capital española, ver de cerca cómo evoluciona la edición independiente tanto de España como de Hispanoamérica y perderse en las librerías y bibliotecas de la ciudad.

También te puede interesar: Las letras colombianas se toman Madrid

Sobre el Autor

Martín Gómez

Consultor editorial y gestor cultural. Ha trabajado en proyectos de formación, gestión cultural y producción de contenidos para editoriales, ferias del libro, festivales literarios, revistas, universidades y organizaciones culturales de Iberoamérica, Europa y África. Actualmente vive en Madrid (España).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *